10 Alimentos “termogénicos”. Una ayuda para quemar grasa

Los alimentos termogénicos pueden ayudar a aumentar el metabolismo y quemar calorías mediante el aumento de la termogénesis, un proceso en el cual el cuerpo quema calorías para utilizar los alimentos que has comido, convirtiendo esas calorías a calor. Tu cuerpo quema calorías consumidas principalmente mediante el mantenimiento de sus funciones metabólicas regulares y a través de la actividad física; sin embargo, un pequeño porcentaje, alrededor del 10 por ciento, de las calorías se queman a través de la termogénesis inducida por la dieta. La siguiente es una lista de alimentos que pueden aumentar la termogénesis:

alimentos-para-quemar-grasa

1 Especias picantes.

El consumo de alimentos con especias como el chile picante rojo o la pimienta negra, aumenta la termogénesis y potencialmente puede tener un efecto significativo en la sensación de saciedad y la oxidación de las grasas, de acuerdo con el Dr. Margriet Westerterp-Plantenga y sus colegas del Department of Human Biology at Maastricht University en los Países Bajos en una reseña publicada en agosto de 2006 en la revista Physiology & Behavior. La capsaicina, que es la sustancia que da a los chiles picantes su sabor picante, se ha informado que aumenta la termogénesis, y en estudios en hombres y mujeres japoneses que consumieron una comida que contiene capsaicina, los participantes experimentaron un aumento en el gasto de energía inmediatamente después de su comida picante, de acuerdo con el Dr. Westerterp-Plantenga. Del mismo modo, la pimienta negra contiene piperina, una sustancia que se ha demostrado que influye en la termogénesis a través de la estimulación del sistema nervioso, de acuerdo con el Dr. Westerterp-Plantenga.

2 Té verde/Café.

El té verde contiene dos sustancias (cafeína y polifenoles llamados catequinas) que han demostrado aumentar la termogénesis, y puede aumentar los efectos de cada uno.

De acuerdo con la reseña de Agosto 2006 por el Dr. Westerterp-Plantenga y sus colegas publicado en la revista Physiology & Behavior. Las catequinas del té verde pueden aumentar la termogénesis a través de la inhibición de una enzima en particular, y el té verde contiene altas cantidades de una determinada catequina, llamada galato de epigalocatequina, que es “probablemente la más activa farmacológicamente”, según el Dr. Westerterp-Plantenga.

El café aumentó el metabolismo en un estudio realizado en 1980 y publicado en la American Journal of Clinical Nutrition (Revista estadounidense de nutrición clínica), “Cafeína y café: su influencia sobre la tasa metabólica y la utilización de sustratos en individuos con peso normal y obesos”. Este estudio reveló que el metabolismo aumentaba 3 horas después del consumo de café en las personas con sobrepeso y con un peso promedio normal. Pero si bien el metabolismo aumentó en ambos grupos, la oxidación de las grasas, el proceso por el que se descomponen, solamente ocurría en el grupo de peso normal. Hay mucha controversia con respecto a si este aumento en el metabolismo realmente conduce a una pérdida de peso significativa.

3 Aceite de coco

El aceite de coco contiene principalmente ácidos grasos de cadena media, grasas que, cuando se consumen, han demostrado que inhiben la deposición de grasa mediante el aumento de la termogénesis y la quema de grasa, en los estudios realizados en animales y en seres humanos, de acuerdo con una reseña realizada por el Dr. Koji Nagao y sus colegas en el Laboratory of Nutrition Biochemistry, Department of Applied Biochemistry and Food Science, de la Universidad de Saga en Saga, Japón, que se publicó en marzo de 2010 en la revista Pharmocological Research.

4 Carnes magras/pescados (Proteína).

La termogénesis inducida por la dieta también puede verse afectada por la proporción de macronutrientes consumidos (carbohidratos, grasas y proteínas) con dietas altas en proteínas siendo las más termogénicas comparadas con las dietas altas en carbohidratos o altas en grasa, según el investigador Helen H. Hermsdorff en la Universidad de Navarra, en Pamplona, ​​España, y sus colegas en un estudio publicado en la revista Archivos Latinoamericanos de Nutrición en marzo de 2007. Las fuentes de proteína incluyen cortes magros de carne roja, aves,pescados, huevos y frutos secos.

5  Alcachofas.

Contienen inulina, un carbohidrato que reduce la cantidad de grelina que produce el cuerpo, la hormona del hambre, por lo que con menores niveles el cuerpo enfoca su energía en quemar calorías.

6 Jengibre.

Según investigadores de Mayo Clinic, ayuda a aumentar la velocidad de el metabolismo hasta en un 5% y además de eso aumenta la sensación de saciedad por sus antioxidantes y otras sustancias.

7 Nueces y semillas de lino.

Por su alto contenido en ácidos grasos omega 3, este tipo de alimentos reducen los niveles de la hormona leptina, la cual se ha demostrado, según científicos de la Universidad de Wisconsin, en bajos niveles el ritmo metabólico se acelera, así como la quema de calorías.

8 Canela.

De acuerdo con varios estudios consumir sólo media cucharadita diaria de canela ayuda al cuerpo a metabolizar el azúcar que consumes hasta 20 veces más rápido. De esta manera estás reduciendo la cantidad de azúcar que tu cuerpo tiene disponible para guardar como reserva.

 9 Brócoli.

Además de tener mucho calcio (que se sabe que reduce la grasa), el brócoli también tiene muchísimas vitaminas C, K y A. Una ración de brócoli también le dará bastante folato y fibra dietética, además de una diversidad de antioxidantes. El brócoli es uno de los mejores alimentos desintoxicantes que puede añadir a su dieta.

10 Cítricos (Limón, lima, pomelo…).

Se ha comprobado que estas frutas nos ayudan a quemar grasa y mantener nuestro metabolismo elevado. Esto puede relacionarse con el alto contenido de vitamina C de las frutas, un componente que reduce el desequilibrio de insulina.

Limónnaranja y pomelo. Tres frutas con acción digestiva y desintoxicante. Es aconsejable tomar siempre el zumo recién hecho para aprovechar todas sus propiedades. Zumos que además contienen mucha fibra.

En cuanto a la pérdida de peso recuerda que la colina, perteneciente a las vitaminas del complejo B, es esencial para activar el metabolismo de las grasas. Con un zumo de naranja conseguimos el aporte suficiente de colina (vitamina B7), así como de folato (también de la familia de la vitamina B), útiles para el control muscular y la memoria.

Si hablamos de frutas depurativas, sin duda, el limón encabeza este particular ranking. Si estás a dieta o simplemente quieres mantener tu peso ideal, el limón es un aliado excepcional. Y no solo en forma de zumo. Prueba a tomar un vaso de agua con limón por las mañanas.

 Espero que os haya gustado el artículo y que lo pongáis en marcha.